Yamaki ha estudiado en su tesis la leche de oveja, un elemento poco conocido en tierras niponas, en la Región.Un ejemplo para Japón

La investigadora japonesa, Miho Yamaki ha sido la primera especialista oriental que ha realizado una tesis doctoral en la Universidad de Castilla-La Mancha mediante la investigación titulada «Estudio de la situación actual de la presencia de contaminantes de origen medicamentoso en la leche de oveja de Castilla-La Mancha» con la que ha obtenido la calificación máxima de sobresaliente cum laude.

Desde el año 2000 se incorporó al programa de doctorado en Ciencia e Ingeniería Agrarias investigando en el ámbito de la producción ovina especialmente en la calidad higiénico sanitaria de la leche de oveja.

«Uno de los motivos del inicio de esta investigación en el área de Producción Animal del departamento de Ciencia y Tecnología Agroforestal de la Universidad de Castilla-La Mancha en la Escuela Superior de Agrónomos de Albacete es la problemática que tenemos en Japón, un país en el que el 70% aproximadamente de los alimentos que consumimos son de importación con la circunstancia añadida de que es necesario alimentar a una población muy numerosa con el riesgo añadido de que nos pueden faltar en el futuro muchos alimentos», indicó Yamaki.

Motivos

«Por esta razón vine a España, para investigar nuevos sistemas para la explotación animal en esta dirección apuntada y de esa forma desarrollar en Japón estos sistemas, considerando que mi país tiene una superficie similar a España, pero es muy montañoso y con muchas lluvias lo que nos dificulta la entrada de maquinaria para cultivar algunos productos como maíz y trigo e introducir animales domésticos como el vacuno para el consumo», añadió la investigadora.

En este sentido dijo que «estamos comenzando a aprovechar estos espacios que están abandonados, pero tienen suficiente capacidad y cantidad de recursos naturales», según afirmó la doctora Miho Yamaki.

En esta línea indicó que un grupo amplio de investigadores japoneses están llamando la atención para la introducción y desarrollo de sistemas de explotación de pequeños rumiantes como ovino y caprino.

«En Japón no tenemos sistemas de explotación de estos rumiantes y ahora hemos iniciado estos procedimientos. Tampoco tenemos tradición de consumir carne de cordero, aunque tras la guerra Mundial los gobiernos japoneses introducían los ovinos entre los ganaderos, pero sólo para extraer su lana y no para su consumo», señaló.

Además apuntó que la tarea que realizan ahora se centra en ir introduciendo poco a poco en Japón los sistemas de explotación que se utilizan por ejemplo en Castilla-La Mancha y en Albacete en lo referente a los productos lácteos y carne para el consumo humano.

Alto nivel

Por este motivo he venido a investigar en España y en concreto a Albacete en la Universidad de Castilla-La Mancha como consecuencia de la calidad de estos productos en esta Región que son referente nacional, así como por el alto nivel de los profesores universitarios», destacó la investigadora japonesa.

La tesis de investigación realizada por Miho Yamaki ha tenido como principal objetivo el conocimiento de la calidad de la leche de oveja en Castilla-La Mancha en lo referente a la presencia de residuos en la leche analizada de antibióticos con métodos de cribado que se sitúa en un 1%,con lo que se puede definir como «aceptable».

«Una de las conclusiones de mi trabajo de investigación es que la leche de oveja de Castilla-La Mancha tiene buena calidad en un nivel aceptable. Actualmente la exigencia de la normativa europea en este sentido es muy estricta y una de las mayores preocupaciones de los ganaderos y laboratorios es que la leche tenga algún residuo de antibiótico», afirmó.

SÁNCHEZ ROBLES/ALBACETE
La Verdad (Albacete) – Albacete,Spain 21/01/2006

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responde correctamente para comprobar que eres una persona: *