Vecinos hambrientos sacan lácteo contaminado

Trabaja Por Tu Cuenta 728×90

* Vecinos hambrientos sacan lácteo contaminado

María Urroz
Foto
archivo / END.- Agentes de la Policía del Distrito Seis al momento de incautar el queso el pasado 24 de diciembre, el mismo que fue soterrado el jueves 04 de enero en Mateare, pero luego fue desenterrado por pobladores hambrientos.
La pobreza, el hambre y la falta de educación en materia de sanidad, hicieron que algunas personas que viven cerca del basurero de Mateare, atentaran contra su salud y la de los suyos al desenterrar varios quintales de queso que habían sido soterrados en una fosa, por orden de la juez suplente Sexto Penal de Audiencias, María José Aráuz.

Los 108 quintales de queso habían sido incautados por la Policía el pasado 24 de diciembre, en el barrio La Primavera, como parte del operativo que la Policía desplegó para ocupar más de un mil kilos de cocaína que fueron incinerados el mismo día (jueves 4 de enero) en que las autoridades ordenaron la destrucción del producto que no estaba apto para el consumo porque se encontraba contaminado con una bacteria, apuntó ayer la juez.

Asimismo explicó que lo que ocurrió en el basurero escapa de su control, porque ésta es un área de libre acceso y no tiene vigilancia, por lo que serán las autoridades municipales las que deberán promulgar un bando municipal advirtiendo a la población el peligro que conlleva el consumo de ese queso que está contaminado con tierra, pinesol y diesel.

Aráuz explicó que fueron los técnicos del Silais Managua y MagFor los que determinaron el método para la destrucción del queso, que en este caso fue el soterramiento: primero hicieron una “cama” de queso, luego le vertieron los químicos y después la tierra

La fosa tenía un metro de profundidad.

Sin embargo, según información de vecinos aledaños, desde el jueves, varias personas empezaron a desenterrar el queso para complementar su comida.

El capitán Wilfredo Valdivia, miembro de la Policía de Mateare, informó que ayer por la mañana retuvieron a José Humberto Rugama Velásquez, de 26 años, quien estaba sacando queso contaminado, lo trasladaron a la Policía y luego lo dejaron en libertad porque aún nadie había entablado cargos por atentar contra la salud pública.

El oficial aseguró que la Policía buscaría a las demás personas que sustrajeron el producto porque temen que haya consecuencias para la salud de los vecinos del lugar, aunque hasta la tarde de ayer no tenían información de personas intoxicadas.

Para evitar que lo poco que queda del queso siga siendo desenterrando por la población, miembros de la Alcaldía de Mateare se dieron a la tarea de resguardar el lugar porque la Policía está ocupada con el plan de traspaso de mando.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responde correctamente para comprobar que eres una persona: *