Una marca de calidad para el cordero de la dehesa castellano-manchega

La consejera de Agricultura, Mercedes Gómez, abogó el lunes por la creación de una marca de calidad para el cordero de la zona de la dehesa castellano-manchega, situada al oeste de nuestra comunidad autónoma, que ponga en valor la calidad de este producto y mejore su comercialización.
Mercedes Gómez hizo estas afirmaciones durante la inauguración de un centro de muestreo de lengua azul y tipificación de corderos en la localidad ciudadrealeña de Agudo, situada en la comarca de Almadén, a donde se desplazó acompaña por su homólogo en Extremadura, José Luis Quintana.

Para la responsable regional de Agricultura, “es importante que nuestros productos tengan nombres y apellidos”, para lo que animó a los ganaderos de esta zona a defender una marca de calidad para este cordero que permita que el consumidor lo identifique.

Además, apeló a la unión de ganaderos para ser más fuertes y poder mejorar la comercialización, aspecto éste en el que coincidió el consejero de Extremadura, quien considera fundamental la asociación de productores para mantener la ganadería en estas zonas rurales.

Sobre el centro de muestreo y tipificación de corderos, que además cuenta con cebadero, la consejera resaltó la importancia que tiene su instalación en una comarca eminentemente ganadera como la de Almadén, que cuenta con cerca de 180.000 cabezas de ganado (ovino, caprino y bovino).

Además, destacó que es el primer centro de estas características que se implanta en Castilla-La Mancha, para lo que ha contado con el apoyo del Gobierno del Gobierno regional y del Ayuntamiento de Agudo.

Un total de 51 ganaderos son los socios actuales de este centro de muestreo, de los cuales 47 son de Agudo y cuatro pertenecen al municipio de Tamurejo (Badajoz).

Mercedes Gómez se refirió también a otros servicios para los ganaderos que se pondrán en marcha en la zona, como la futura apertura de un matadero y la próxima instalación de dos abrevaderos y de un centro de desinfección de vehículos para transporte de ganado.

En cuanto a la lucha contra la lengua azul, la consejera de Agricultura apuntó que, aunque aún no se ha detectado el mosquito transmisor de esta patología, hay que estar prevenidos. En este sentido, hizo hincapié en que este año “tenemos la ventaja de haber vacunado todo el censo de ovino susceptible de padecer esta enfermedad” en la zona restringida de Castilla-La Mancha, que abarca las provincias de Ciudad Real y Toledo.

Miércoles, 24 de Mayo de 2006

Mi Ciudad Real.com – Spain

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responde correctamente para comprobar que eres una persona: *