Los queseros alertan de que la crisis ganadera hace peligrar la producción

La Cofradía de Quesos de Cantabria acudió a Arenas para entregar los premios del Concurso Internacional de Quesos Azules a tres productores locales

Los queseros están preocupados por su sector. Así lo manifestaban ayer en el acto de entrega de los premios de la Cofradía de los Quesos de Cantabria que se celebraba en el Ateneo Cabraliego de Arenas y en que estaban presentes el director general de Desarrollo Rural del Principado de Asturias, José María Rodríguez, y el director regional de Turismo de Cantabria, Andrés Alonso.

Cántabros y asturianos, cofrades y cabraliegos, aunaban sus lamentos por un sector por el que, dicen, las administraciones no hacen lo suficiente. José Bada, quesero y presidente del Consejo Regulador del Cabrales, solicitaba al Gobierno regional «que mire un poco más por la ganadería de los Picos de Europa» ya que, sin ella, «no habrá producción de leche y, como consecuencia, tampoco de queso». «Son tiempos difíciles», aseguró Bada y «los queseros no tenemos muy claro dónde va a terminar esto», continuó. Por eso «es necesario que la administración sepa los riesgos que tenemos y que no nos dé de lado», advirtió el cabraliego. «Está bien que el Cabrales sirva para el turismo pero sus raíces están en el campo, en la tierra y ese es nuestro porvenir y eso es lo que hay que proteger», dijo.

Por su parte, el Gran Maestre de la Cofradía de Quesos de Cantabria, Zacarías Puente, era más explícito: «El queso corre peligro», sentenció. Según el cántabro el problema reside «en Bruselas» y en las multinacionales «que lo quieren dominar». A juicio de Puente «las normas están hechas para las grandes empresas y no para los pequeños artesanos». Pero la solución, dice, «es hacer unas normas de sanidad teniendo en cuenta la Prehistoria y recordando el modo en el que antes se hacía el queso en los Picos de Europa».

Los queseros alertan de que la crisis ganadera hace peligrar la producciónLos representantes de las administraciones escucharon y prestaron su apoyo a ambos. Y después entregaron los premios a los ganadores del Concurso Internacional de Quesos Azules y Pasta Veteada en donde Cabrales tuvo especial protagonismo. Los cántabros prestaron su apoyo incondicional a los cabraliegos en la lucha por la continuidad del queso. Tras la degustación del queso y sidra y la entrega de innumerables premios visitaron, por la tarde, el mirador de Pedro Udaondo, en Asiego y, acudieron también al Llagar Pamirandi.

EVA SANROMÁN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responde correctamente para comprobar que eres una persona: *