Las obras del Polígono Lechero, para mayo

El futuro Polígono Tecnológico Lechero de Belmez, cuyas obras podrían iniciarse en mayo, será acometido por empresas del municipio “con el objeto de

dar un impulso al tejido empresarial de la localidad y las plusvalías que se generen no sean absorbidas por ninguna gran empresa del exterior”. Así lo dijo a Europa Press el teniente de alcalde de Urbanismo, Juan Manuel Mogollón, quien explicó que el proyecto está prácticamente definido, por lo que próximamente se preparará el pliego de condiciones para que las obras salgan a concurso.

RECALIFICACION La recalificación de los terrenos acaba de recibir la aprobación inicial del Pleno municipal y ahora se espera el visto bueno de la delegación provincial de Obras Públicas. Es la empresa pública Desarrollo Agrario y Pesquero (DAP) la que redacta el proyecto y el Ayuntamiento de Belmez está intentando acordar que asuma también la dirección de la obra. El proyecto se acometerá en “cuatro o cinco fases”, según Mogollón, para que sean empresas belmezanas las que lo puedan desarrollar.

La intención, según expone el teniente de alcalde, es dar una “inyección económica buenísima al tejido empresarial del municipio y, por tanto, intentaremos que todas las plusvalías se queden aquí”.

No obstante, explicó que las obras podrían empezar en el mes de mayo, al tiempo que se tiene previsto organizar unas jornadas con maquetas del futuro polígono lechero, junto con una celebración monográfica caprina. Además, también se espera que para entonces empiecen los cursos de formación permanente para los emprendedores que se instalarán en las futuras instalaciones.

El proyecto cuenta con una inversión de 3,9 millones de euros y, en total, existen actualmente setenta jóvenes inscritos para realizar los cursos de formación previos en gestión empresarial, además del manejo del ganado ovino y caprino con actitud láctea. El polígono lechero supondrá la creación de cincuenta puestos de trabajo, con la posibilidad de empleo para cuarenta emprendedores, más el personal de servicio.

Las instalaciones se construirán en el paraje de La Charneca, de unas dimensiones de treinta y seis hectáreas, de las que treinta y dos se van a emplear en la construcción del polígono y cuatro en el desvío y deslinde de la vía pecuaria que atraviesa los terrenos, y que en un principio ocasionó el retraso de este proyecto.

El pasado mes de mayo se concretó la compra de los terrenos de La Charneca. Emproacsa suministrará el agua, el SAU urbanizará los terrenos, Endesa proporciona el suministro eléctrico y DAP es la empresa encargada de redactar el proyecto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responde correctamente para comprobar que eres una persona: *