INIA realizó estudio sobre el potencial ovino nacional

La investigación concluye que para aumentar la producción de carne de cordero debe crecer no sólo su población, sino

el número de ovejas, las hectáreas de forraje y la eficiencia de los productores.Chile cuenta solamente con 3 millones de ovejas, y si se realizan los cambios necesarios, la población ovina podría aumentar en más de 14 millones de cabezas.

El Ministro de Agricultura Jaime Campos, entregó hoy los resultados de un estudio sobre el potencial ovino nacional, realizado por el Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA), donde se indica que actualmente Chile produce 10 mil toneladas de carne ovina, pero al implementar un plan de crecimiento poblacional a 30 años plazo, superaría las 370 mil toneladas.

“Nuestro país podría convertirse en uno de los tres principales productores mundiales de carne ovina, junto a Australia y Nueva Zelandia, siempre y cuando realicemos una serie de acciones y medidas integrales que permitan su expansión”, señaló el titular de Agricultura.

“Chile, agregó, cuenta tan solo con 3 millones de ovejas en la actualidad, sin embargo, de efectuarse estos ajustes, la población ovina podría aumentar en más de 14 millones de cabezas”. Bajo esta premisa, dijo, “se darán las condiciones para fortalecer las exportaciones de este rubro aprovechando los mercados abiertos respecto a los tratados y acuerdos de libre comercio suscritos por nuestro país”.

El secretario de Estado señaló, además, que para potenciar este sector es necesario realizar una serie de avances desde un punto de vista técnico, como aumentar la eficiencia del uso del forraje, ampliar la producción a nivel mundial, rentabilizar la ganadería para convertirla en un negocio atractivo que pueda ser abordado por la pequeña agricultura.

Cabe destacar que Chile exporta 5500 toneladas de carne de cordero; 3700, se venden en países de la Unión Europea, y 1800 en otros mercados como México y Estados Unidos. La Región de Aysén exporta a Europa el 97% de la producción nacional de cordero. El país tiene posibilidades de vender 5400 toneladas de esta carne a la Unión Europea y cubrir la cuota otorgada a nuestro país.

Las principales zonas productoras con potencial para convertir a la carne ovina en un nuevo negocio exportador son en la Zona Sur: la Novena y Décima Región, principal productor nacional a futuro. Además, la Quinta y la Octava Región, junto con Aysén, en la Undécima Región.

La investigación del INIA plantea las bases tecnológicas que otorgan un impulso real al sector, como el aumento de la producción de pasto para convertirlo en producto de interés comercial. Lo que implica un cambio en la fertilidad del suelo para obtener praderas de altamente productivas, que al mejorar su condición, pueden mantener una mayor cantidad de animales en los territorios. Además, del recambio de las actuales razas ovinas por otras más eficientes, capaces de producir muchos mellizos con calidad carnicera, que entreguen mucha carne y poca grasa.

El secretario de Estado estuvo acompañado por el Director Nacional del INIA, Francisco González, y de representantes del Grupo Tattersall; de Carnes Ñuble; del Grupo AASA de Lo Valledor; de la Sociedad Nacional de Agricultora, además de organizaciones de pequeños agricultores.

La Segunda – Chile 10/03/2006

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responde correctamente para comprobar que eres una persona: *