Disminuyó la población rural del 16.7% al 14.4%, expone representante de la FAO

Notiecos/Colima.- Ayer se llevó a cabo en las instalaciones del Auditorio del Complejo Administrativo del gobierno del Estado, la Sexta Reunión

Ordinaria de la Comisión Interinstitucional para el Desarrollo Rural Sustentable del estado de Colima.
Participaron por parte del Gobierno del Estado la Secretaría de Desarrollo Rural, además de la Delegación de la SAGARPA, el ayuntamiento de Minatitlán y un representante de la FAO para exponer el Programa Especial Concurrente para el Desarrollo Rural Sustentable 2005.
Dicha comisión tiene como propósito proponer esquemas integrales de evaluación de los programas y servicios que otorgan las dependencias de apoyo al sector rural, basada en la Ley de Desarrollo Rural Sustentable promulgada el 7 de diciembre de 2001.

Entre los aspectos destacables de esta sexta reunión intersecretarial, se expuso un interesante resumen del PEC aplicado al estado de Colima, por parte del representante de la FAO, Luis Muñozcano Álvarez, el cual arrojó que la población rural de nuestro estado ha disminuido de un 16.7% a un 14.4%, debido principalmente a la emigración.
Colima pasó de ser una sociedad rural a una de perfil urbano, concentrando al 80% de su población en los municipios de: Colima, Manzanillo y Villa de Álvarez. Su economía transitó de ser dependiente del sector rural a una más diversificada.
La mayor parte de los habitantes del sector rural, específicamente el 95.4% son asentamientos de menos de 500 personas y en su conjunto los habitan 78 mil 189 colimenses.
En general el estudio de la FAO calificó a Colima como privilegiado en muchos aspectos tales como: educación ya que el 92.7% de su población es alfabeto y centro los principales problemas de alfabetización en los municipios de: Armería, Ixtlahuacán y Tecomán.
En el aspecto de salud somos una de las entidades de mayor índice en nivel de vida y somos la primera entidad en contar con cobertura total del Seguro Popular. En cuestión de vivienda nos ubicamos en el tercer lugar a nivel nacional con hogares con los servicios indispensables.
En el aspecto agrario no existen conflictos que se puedan clasificar como focos amarillos o rojos, en Colima tenemos 164 núcleos agrarios de los cuales ya se certificaron 158 que representa el 96%.
Del total de la superficie del estado, 167 mil 806 hectáreas (30.7%) es aprovechable para uso agrícola, de las cuales el 59% son de riego y el resto de temporal. Para uso pecuario se utiliza el 45%, el 51.25% para el aprovechamiento de la vegetación natural para el ganado caprino.
Los cultivos que generan mayores divisas a nuestro estado son los siguientes frutales: limón, palma de coco, mango, plátano, papaya, tamarindo, naranja, guanábana; en cuestión agroindustrial: caña de azúcar y café; hortalizas, melón, sandía y chile; en cultivos básicos tenemos: maíz, fríjol y sorgo y los cultivos no tradicionales con mayor potencial productivo son: zarzamora, jamaica, cacahuate, ajonjolí, pitahaya, entre otros.
Colima también tiene una protección pecuaria importante, en el 2005 se produjeron 12 mil 144 toneladas de carne en canal bovino, con un valor de 412 millones 522 mil pesos; la entidad aportó en carne de cerdo en canal 3 mil 200 toneladas con un valor de producción de 111 millones 176 mil pesos; de carne en canal de ovino se produjeron 104 toneladas, de caprino 49 toneladas, de pollo 14 mil 355 toneladas con un valor de 416 millones 669 mil pesos; y de miel se produjeron 368 toneladas.
También contamos con un excelente potencial de desarrollo de los recursos pesquero y acuícola, en estos rubros se aportó una producción de 32 mil 706 toneladas de peso vivo en un valor de 269 millones 558 mil con especies como: atún, barrilete y tiburón. Y en estanquería y bordos la acuacultura reportó una producción de 878 toneladas con un valor de producción de 22 millones 850 mil pesos con especies como: tilapia, camarón y carpa.
La producción forestal maderable en 2005 fue de 3 mil 140 metros cúbicos, que representan un valor de 3 millones 585mil pesos en especies como: corrientes tropicales, encino, especies preciosas, especies latifoliadas, parota, pino y otras coníferas.
En resumen calificó a Colima como un estado privilegiado por su tamaño, micro climas, buen nivel de vida y claro esta, con muchos factores por detonar para incrementar nuestro desarrollo, entre los que destacan el cuidado al medio ambiente al que hay que aplicar mayor trabajo en 2006.
La Secretaría de Desarrollo Rural destacó que este es un primer ejercicio de reflexión que aporta una nueva directriz al momento de enfocar el presupuesto estatal. Se recalcó que sólo resta que las dependencias involucradas con el PEC en Colima trabajen en coordinación interinstitucional, de contacto permanente y directo con los pobladores del sector para aterrizar beneficios integrales que detonen un verdadero desarrollo rural sustentable del campo colimense, que finalmente logre arraigar a los productores a sus tierras por considerarlas altamente productivas y redituables. (BP)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responde correctamente para comprobar que eres una persona: *