Caprino y ovino están en “crisis permanente”

1:36 Redacción. HUELVA. La organización agraria COAG de Huelva advierte, en su balance de actividades de 2006, que el sector ovino y caprino “vive un estado de crisis permanente de precios y consumo”, al que perjudica además “las importaciones de otros países, de dentro y fuera de la Unión Europea”. El sector ganadero es especialmente importante en la Sierra de Aracena y Picos de Aroche de Huelva.

En un comunicado, COAG señaló que los precios actuales hacen “que el ganadero tenga que asumir unos beneficios muy lejos de los necesarios para hacer las explotaciones rentables”.

En el sector es de destacar junto al resto de rumiantes de las provincias las nulas incidencias de la enfermedad de lengua azul, que tantas pérdidas económicas ocasionó el pasado año 2006, a lo que han ayudado “numerosas jornadas informativas realizadas a lo largo de toda la provincia para la concienciación en cuanto a prevención y técnicas de manejo adecuadas para la erradicación de enfermedad”.

Otro de los sectores de la provincia, el apícola, ha visto reducida la producción de miel significativamente debido a las condiciones climáticas adversas entre las que destaca la fuerte sequía acontecida.

El mercado de la miel internacional mantiene un precio medio de importación a la Unión Europea por kilogramo de 1.24 euros, “muy por debajo de los costes de producción en el Estado español situados en 1.61 euros”, señaló.

“Este hecho genera una presión constante sobre los precios del mercado interior y pone en peligro la rentabilidad de las explotaciones apícolas, y respecto a los orígenes de esta miel destacar que casi el 60% del volumen total importado procede de Argentina, seguido de China que representa el 24% y Uruguay el 11%”, concluyó.

Sobre el sector avícola de carne, Coag señala que se ha visto afectado durante este año por los efectos de la gripe aviar, principalmente durante los primeros meses del año, donde disminuyó la producción y el consumo. “Todo ello ha provocado que el sector avícola de la provincia haya sido uno de los más afectados en cuanto a la reducción del número de explotaciones se refiere”.

En la zona de la Sierra de Aracena y Picos de Aroche se contabiliza el mayor número de explotaciones que han cerrado sus instalaciones.

Al objeto de paliar la crisis que afectó al sector este pasado año, la Administración Autonómica arbitró unas ayudas compensatorias, si bien estas han resultado a toda luces insuficientes e ineficaces para el cumplimiento de los objetivos inicialmente planteados.

Huelva Información – Andalucía, España 3/1/2008

Bajos precios en el sector lácteo y desplome en los del ovino

J. N.

MADRID. El sector del ovino sigue sin levantar cabeza, con una fuerte caída de precios que arrastra de años anteriores.

La leche sufrió en primavera una bajada de entre 1,5 y 3 céntimos por litro. En cuanto a la compraventa de cuota, tras un año de debates, el nuevo decreto no termina de convencer, debido a su «excesivo intervencionismo», denuncia Asaja.

Vacuno de carne y porcino han gozado de buenos precios.

La apicultura continúa arrastrando sus ya consabidos problemas: competencia de terceros países y enfermedades.

En el aspecto sanitario, 2006 ha sido un año tranquilo. La gripe aviar, a juicio de Ramos (UPA) se ha gestionado bien la crisis tras los primeros casos aparecidos en Europa. El sector aplaude el decreto para erradicar la enfermedad de Aujeszky.

ABC – Madrid,Madrid,Spain 4/1/2007

ASAJA-Extremadura sostiene que el año agrario y ganadero 2006 es “para olvidar”

La organización agraria ASAJA-Extremadura aseguró ayer que 2006 ha sido “un año para olvidar” y lo valoró con un “suspenso alto”, si se compara con 2005 que fue el “peor año del siglo para la agricultura”, añadió.
Badajoz. 05/01/2007
María Dolores López Sánchez

Según el presidente de la organización agraria, Ángel García Blanco, en 2006 los agricultores y ganaderos perdieron poder adquisitivo, ya que la renta agraria cayó más de un 2,6 por ciento.

También destacó la “pérdida continua” de activos agrarios para adaptar la realidad del campo extremeño a las exigencias de la Unión Europea. En esta línea, aclaró que Extremadura debe amoldarse, de un 6 por ciento de población agraria que tiene actualmente, al 3 ciento que estipula la UE.

En materia comunitaria también criticó la entrada en vigor del régimen de pago único que, según él, trajo consigo unas pérdidas del 4 por ciento a todos los agricultores, así como el incremento de la carga burocrática por lo que aseguró que “hay más de un funcionario por agricultor” y la subida de los carburantes.

Algunos de los problemas concretos que presentó la región fue a su juicio las bajas cosechas de cereales de secano y de frutas, la escasez de terneros, los problemas con los precios del aceite de oliva, la “ruina” de los sectores ovino y caprino, la aparición de nuevos focos de brucelosis en las comarcas de Jerez y Trujillo y la “nula rentabilidad” del cultivo del tomate.

Ante esta situación, el presidente de ASAJA-Extremadura lanzó tres peticiones. En primer lugar, exigió la dimisión del consejero de Desarrollo Rural e indicó que espera que su sucesor “articule planes de prevención de incendios con los que realmente se puedan apagar los fuegos y no con medidas administrativas como el plan Prefiex”.

Asimismo, añadió que el consejero de Hacienda deberá devolver a los agricultores “aquello que les sustrae para desarrollo rural” y en este sentido hizo hincapié en que este dinero “revierta en el sector agrario y no en la construcción de tanatorios, como nos tiene acostumbrados”.

En tercer lugar deseó que “los Reyes Magos traigan al consejero de Agricultura la capacidad para ver la realidad del campo extremeño, para que dé un giro inmediato a la política agraria de la región”. De lo contrario, concluyó “no nos quedará más remedio que hablar a final de 2007 del número de explotaciones que han vuelto a desaparecer”.

En cuanto a las previsiones para 2007, el presidente de ASAJA destacó la entrada en vigor de la OCM de las frutas, de las hortalizas y del vino y vaticinó que la ganadería “seguirá sometida a una auténtica burocracia”, que deseó culmine con la marcha de Rodríguez Ibarra de la presidencia de la Junta de Extremadura.

En esta línea, auguró crisis en el sector ovino y caprino y añadió que para solventar este problema “la única solución es el desacoplamiento total”.

Además, el sector del tabaco “va a vivir un año más de decadencia con otra caída en la rentabilidad de sus explotaciones en más de un 36 por ciento”.

Así, dijo “no entender por qué Ibarra no quiere oír las soluciones que le planteamos” y sobre este asunto avanzó que ASAJA convocará nuevas movilizaciones en el mes de marzo “para demostrar que es posible compatibilizar el mantenimiento de los cultivos con la rentabilidad”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responde correctamente para comprobar que eres una persona: *