Asaja Salamanca

Los ganaderos de Asaja, en Salamanca, afirman que su sector atraviesa por una grave crisis de precios. Los productores de ovino de carne denuncian el peligroso estancamiento de los precios de mercado con ejemplos tan significativos como el hecho de que por un lechazo, en 1.987, se pagaran 6.000 pesetas (36 €) y que, a día de hoy, 20 años después, eses precio no supere en ningún caso los 36,5 euros.
Para hacer frente a esta situación, agravada por problemas como la lengua azul, la identificación electrónica con, etc., Asaja Salamanca trasladará a la Diputación provincial una propuesta formal para habilitar una cotización diferenciada, en la lonja provincial, para el ovino ligero o leche, por una parte, y el pesado o de carne, por otra.

En segundo lugar, se demandará a la Consejería de Agricultura su apoyo, por la vía de la condicionalidad, a este sector que contribuye directamente al mantenimiento del ecosistema a través de métodos tradicionales como el pastoreo.

Asimismo, ASAJA Salamanca exige una reducción, en los módulos de Hacienda del porcentaje que gravan los ganaderos de ovino (47%), superior incluso a otros sectores mucho más prósperos.

De no habilitarse salidas urgentes que contribuyan al mantenimiento y la continuidad del ovino de carne, inevitablemente, estarán abocadas a la desaparición más de la mitad de las 510.927 cabezas de ganado contabilizadas en la provincia, más aún cuando habrán de enfrentarse a una próxima reforma en 2.008 que podría dejar a este sector herido de muerte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responde correctamente para comprobar que eres una persona: *