25.000 animales se someterán al nuevo sistema de identificación para ganado ovino y caprino

La Consejería de Agricultura destinará 96.000 euros a financiar el nuevo sistema de identificación del ganado ovino y caprino de reproducción, que consiste en un nuevo crotal y un bolo ruminal en su estómago, que incluye un chip informático.

Más información en nuestro artículo: IDEA identificación electrónica en España

La Rioja. 22/11/2005
Tito Alcalá

La UE ha establecido un sistema de identificación y registro del ganado ovino y caprino de obligado cumplimiento a partir del próximo 1 de enero.

En España, de los dos modelos propuestos, se ha optado por implantar la identificación electrónica a través del denominado bolo ruminal, que consiste en la implantación de un chip en el estómago de cada animal.

En el caso de los animales para reproducción, el sistema incluye la instalación del bolo ruminal y la colocación de un crotal en la oreja derecha, que identifica a cada animal individualmente.

Si se trata de animales que van a ser sacrificados antes de los 12 meses de vida, sólo se colocará un crotal en la oreja izquierda, con un código igual al que identifica a la explotación de nacimiento.

En La Rioja hay 438 explotaciones de ganado ovino de
reproducción, con 148.094 ovejas, y 77 explotaciones de caprino con 12.290 cabras.

La nueva identificación deberá ser implantada en unos 25.000 animales, alrededor del 15 por ciento de la cabaña, ya que ese es el cálculo del ganado que anualmente se repone en cada explotación y, por normativa, deben ser identificados por el nuevo sistema todos los animales nacidos a partir del 9 de julio de este año.

El director general del Instituto de Calidad de La Rioja, Pedro Sáez Rojo, resaltó que con este proyecto se mejora el sistema de identificación de los animales, lo que contribuye a mejorar la seguridad alimentaria y la trazabilidad, y explicó que el nuevo sistema tiene sólo un margen de error del uno por ciento.

El Ejecutivo regional realizará una campaña de
comunicación entre los ganaderos para darles a conocer el nuevo sistema, que será implantado por los servicios veterinarios de la consejería.

También explicó que en el caso de los crotales de los animales que van a matadero serán los ganaderos quienes sigan asumiendo su coste, aunque a partir de ahora tendrán que gestionar su autorización y compra en el Ejecutivo regional.

La adquisición de estos equipos ha supuesto una inversión de 96.000 euros, de los que el 60 por ciento ha sido aportado por el MAPA, y el otro 40 por ciento por la consejería, tras asumir el 10 por ciento que correspondía a los ganaderos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responde correctamente para comprobar que eres una persona: *